El imaginario sentimental de un estado-nación

En La Rendición de Bailén (1864), José Casado de Alisal presenta los dos bandos enfrentados en el momento de reconciliación, sin denigrar al enemigo ni endemoniarlo pictóricamente. Se presenta al bando español compasivo. Fuente: Museo del Prado

En La Rendición de Bailén (1864), José Casado de Alisal presenta los dos bandos enfrentados en el momento de reconciliación, sin denigrar al enemigo ni demonizarlo pictóricamente. Se presenta al bando español compasivo. Fuente: Museo del Prado

Recientemente he encontrado una serie de obras gráficas decimonónicas que me han llevado a reflexionar sobre la creación de un imaginario de estado basado en los sentimientos. Estas ilustraciones no son pinturas concretas, sino que se caracterizan por formar parte del género de la pintura de historia; una categoría muy desarrollada durante el XIX, ya fuera a petición del gobierno o a causa de algún concurso artístico, como los famosos certámenes académicos creados por la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando.  Sigue leyendo